Después de cenar – Juan Corbalán

Después de cenar levantábamos la mesa con gusto
todo estuvo exquisito
Para dormir me leías un cuento
que terminaba en las páginas
pero seguía en mis sueños.

Toda la infancia dibujándote orillas
que abrazan grandes ríos.

Toda la infancia coloreando frutas
que alegran la sobremesa

Toda la infancia poniendole tu nombre
a tus enseñanzas,
para devolverte algo de aquellos cuentos
que me leías después de cenar

Anuncios

La calesita espacial – Juan Corbalan

EE
Así le decía cuando pasaba por ahí.
Mamá me llevaba al dentista justo
doblando la esquina.
Si la doctora felicitaba el cuidado de mis dientes
me ganaba una visita, ese era el trato.
La vuelta en calesita salía veinticinco centavos
de monedas plateadas.
Un poco después de crecer sigo pasando
y la veo desde el tren, todavía está la nave que yo volaba
Intacta, esperando al niño que soñaba como astronauta.
El dueño aparece cada tanto para
prender las luces,
los nenes de hoy no saben divertirse como
lo hacíamos ayer.
No se dan cuenta que estamos perdiendo las calesitas.
El sábado la volví a ver.
Las rejas estaban cerradas y un candado
sostiene la condena
Ya no era un parque de diversiones.
Era un parque de tristezas.

4


Autor: Juan Corbalan