Un instante- Rosario Bucaramanga.

Fue un instante.
Vi su rostro en un Scania
y me enamoré de él.
Y no pude distinguir,
entonces, el cambio
que se había producido.
Así como un brusco
trueno matinal
barre la fortuna
de los sueños,
con su suave ronroneo
huyó sin verme.


 

Autora: Rosario Bucaramanga

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s